Pages Menu
RssFacebook
Categories Menu

Posted by on May 21, 2015

Tres Palabras para Familias Felices

Tres Palabras para Familias Felices

Pope Francis - Canonization_2014-_The_Canonization_of_Saint_John_XXIII_and_Saint_John_Paul_II_(14036966125) - Jeffrey Bruno - Creative CommonsEn su Audiencia General de Miércoles el 13 de mayo, el Papa Francisco dio un corto mensaje sobre tres palabras claves para asegurar la alegría y el bienestar de la familia. Permiso, gracias, y perdón son las palabras esenciales para mantener saludables las relaciones familiares.

El Santo Papa dijo que algunas veces en nuestra cultura esas expresiones son consideradas como señales de debilidad en vez de ser una declaración de nuestro respeto y cariño en nuestras relaciones familiares. Subrayó la necesidad del respeto por la dignidad de nuestros esposos, hijos, y otros miembros de la familia como base de vivir nuestra fe. Sin esta fundación básica de respeto y cariño, esas relaciones importantes se pueden romper, hacienda daño a todos.

Pedir permiso es esencial para afirmar a otros y resulta en ligas más íntimas y fuertes. Mostrar nuestra gratitud es más que una formalidad social. Es un reconocimiento y validación de nuestros queridos y es una expresión de nuestra estimación de su amor. Es más, así demostramos nuestra comprensión de la importancia de nuestros familiares y su amor en nuestras vidas. La palabra más difícil, según el Santo Papa, es perdón. Conflictos y desacuerdos, y aún pleitos, son parte de cualquiera relación honesta. El Papa Francisco refiere también a incidentes más serios, cuando “vuelan los platos”. Lo más importante es pedir perdón. Papa Francisco nos aconseja hacer las paces antes del fin del día. A veces, eso no es posible, porque necesitamos más tiempo para calmarnos. Sobre todo Papa Francisco nos aconseja hacer las paces lo más pronto posible para demostrar que la fuerza de nuestro amor es más grande que cualquier desacuerdo o frustración.

Una clarificación en cuanto a las diferencias culturales puede ser útil aquí. En culturas Latinas generalmente se alivia el estrés por exteriorizarlo. Generalmente la molestia o irritación no es internalizada. La voces claman y los brazos gestionan con vigor y todo se puede parecer excesivo según el perspectivo de los de habla inglesa del norte del Atlántico. En muchas culturas de habla inglesa la expresión del estrés es más calmada. Los sentimientos no son menos intensos. A veces son más intensos por ser internalizados. Esta forma cultural de respuesta al conflicto requiere una distinta respuesta más tranquila. Las tres palabras todavía se aplican, pero necesitamos apreciar cómo nuestras familias perciben y manejan el conflicto.

El enojo, la disensión, y la desilusión pueden ser oportunidades para reconocer y resolver conflictos más profundos. La asistencia profesional de un consejero capacitado puede ayudarnos a evitar minando o rompiendo los vínculos de amor y cariño. La cortesía y el respeto son importantes en nuestra plática, pero además tienen que ser realizados en nuestros hechos y actitudes. Como ha dicho San Ignacio de Loyola << El amor se manifiesta en hechos más que palabras.>> Estas tres palabras son hechas muy importantes. Son más que palabras y pueden abrir la puerta a una mejor relación, aceptación mutua, y una respuesta amante a los retos fundamentales de estar feliz y realizar un hogar feliz.

Spread the love

Post a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *